EL HILO ROJO DEL DESTINO: EL VIAJE DE VIOLETA


CARTEL DEL ESPECTÁCULO
CARTEL DEL ESPECTÁCULO

“Un hilo rojo -invisible- conecta a aquellos que están destinados a encontrarse a pesar del tiempo, del lugar; a pesar de las circunstancias. El hilo puede tensarse o enredarse, pero nunca llegará a romperse”

(Proverbio chino)


“Nunca podrás escapar de tu corazón, así que es mejor que escuches lo que tiene que decirte…”
(Paulo Coelho, El alquimista)

 

 

ESTRENO: 30 de octubre de 2016 (Centro Cultural Nueva Ciudad de Mérida).

 

GÉNERO: Teatro para niños de 8-14 años. (Teatro Familiar).

 

SINOPSIS: Violeta es una adolescente que vive con su madre adoptiva. Tras un conflicto con ésta, confiesa que siente la necesidad de conocer sus orígenes, saber qué sucedió para que la abandonaran, comprobar si hay alguien que la está esperando. Su abuelo le contará la leyenda del hilo rojo del destino, que cuenta que todos estamos atados por un hilo rojo e invisible a otra persona que es la que da sentido a nuestra vida. Violeta, animada por su abuelo iniciará un viaje al interior de sí misma en el que conocerá a personas que le harán ver la verdad sobre su origen, la realidad de su pasado y verá que el otro extremo de su hilo rojo está más cerca de lo que ella pensaba.

 

REPARTO

Sara Jiménez

María José Guerrero

Esteban G. Ballesteros

 

EQUIPO ARTÍSTICO

VESTUARIO.- Maite Álvarez

ESCENOGRAFÍA.- Damián Galán

ILUMINACIÓN.- Fran Cordero

VIDEOESCENA: Nuria Prieto

ILUSTRACIONES: Marcos Ortiz

CARACTERIZACIÓN: Pepa Casado

TEXTO.- Blanca Suñén

DRAMATURGIA.- Cristina D. Silveira

MÚSICA.- Francisco Barjola

AYUDANTE DE DIRECCIÓN.- Francisco Barjola

DIRECCIÓN.- Cristina D. Silveira

 

EQUIPO TÉCNICO

DIRECCIÓN TÉCNICA.- Juan Antonio Segura (Soniluz)

REALIZACIÓN DE ESCENOGRAFÍA.- Carlos Alcalde (Karlete) y Alberto Molina

REALIZACIÓN DE VESTUARIO.- Luisi Penco y Lali Moreno 

VÍDEO.- Malévola Films

FOTOGRAFÍA.- Ceferino López

AUXILIARES DE PRODUCCIÓN.- Sergio Campiñez y Luis Nieto

AYUDANTES DE PRODUCCIÓN.- Mª Jesús Gallardo y Patricia Cabo

DISTRIBUCIÓN.- Carmen Ávila

PRODUCCIÓN EJECUTIVA.- Esteban García Ballesteros

 

 

UNA COPRODUCCIÓN DE CREACIONES ARTÍSTICAS LAS 4 ESQUINAS Y LA JUNTA DE EXTREMADURA

 

AGRADECIMIENTOS: TAPTC? teatro y Jaime Fuentes.


VIDEO PROMOCIONAL - 3 MINUTOS (MALÉVOLA FILMS)


FOTOGRAFÍAS (Ceferino López)


ALGUNOS COMENTARIOS DE ESPECTADORES DE "EL HILO ROJO DEL DESTINO: EL VIAJE DE VIOLETA" EN LAS REDES SOCIALES.

"En casa, de vuelta de una sesión mágica de teatro: El hilo rojo del destino. Estoy segura que dará que hablar y la madeja llegará muy lejos. De una sensibilidad exquisita, dulce, tierna, divertida y emotiva en manos de 3 actores brillantes y un equipo fantástico. Un viaje que me ha hecho reflexionar, emocionarme y disfrutar de verdades contadas de una manera muy bella. Gracias a todo el equipo, hacéis el mundo más hermoso con vuestro trabajo." (Carmen).

 

"Los personajes una preciosidad, te enamoraban, la música, los efectos visuales,el decorado el vestuario...increíbles...con sencillez creasteis algo fabuloso...y se ve que todo se ha hecho con mucho amor y respeto...pero recordando...no olvidemos porque nos perderemos..." (Lola).

 

"Es una obra fantástica, para todo el mundo, edades, opciones de vida, transgresora , universal y tierna...muy tierna, nos teníais en el bolsillo, ver emocionarse a personas tan diferentes hace amar y admirar vuestro oficio en el teatro. En estos tiempos de oscurantismo, opacidad y tinieblas...maravilloso veros, un inmenso placer!! Gracias por todo, VIVA EL TEATRO!!! Muchísimas felicidades y mucha mierda!!! (Lidia).

 

"Ha sido fantástico. Enhorabuena. Aún tengo el corazón encogido con tanta ternura. Gracias por compartir vuestro arte con el mundo. Un beso enorme." (Mariló).

 

"Enhorabuena, muy buen trabajo. Desborda sentimientos, emociones, mensajes,amor... Mucha suerte y buen viaje para Violeta." (Ana).

 

"Esta noche hemos visto el estreno de "El hilo rojo del destino". Emociones a borbotones. Qué bien salen las cosas cuando hacen con TANTA ilusión, ganas y esfuerzo. Gracias a todo el equipo por este regalo para los sentidos, para la reflexión y el crecimiento humano que hoy tanto se necesita.  Gracias a todo el equipo por la dedicación y corazón con la que hacéis todo. ENHORABUENA" (Lucía).

 

"Acabamos de salir de ver “El hilo rojo del destino", una historia hecha con corazón con momentos para la carcajada pura que te acaba emocionando y arranca alguna que otra lágrima también. Os deseo todo lo mejor del mundo, que dure por mucho y recorráis escenarios a lo ancho y largo del globo. ¡Lo merecéis! " (Daniel).

 

"SIN PALABRAS. IMPRESIONANTE. APOTEÓSICO. Enhorabuena al equipo!!!!!! Una de las mejores obras que he visto nunca!!!!!!!" (María).

 


   INTERÉS DIDÁCTICO Y SOCIAL DE LA OBRA PARA ADOLESCENTES

    El Hilo Rojo del Destino. El Viaje de Violeta es una producción dirigida a un público familiar, pero enfocada especialmente a la etapa de la pre adolescencia (10-14 años.) Periodo en el que no sólo hay un cambio físico y mental hacia la madurez, sino en el que se enfrentan a todas las dudas relativas a identidad, el cambio de centro de estudios, las diferencias físicas con sus compañeros de clase, la necesidad de pertenecer a un grupo donde puedan sentirse reconocidos.

 

    Pocas son las referencias teatrales que son dirigidas a esta etapa, por lo que la obra, como si de un espejo se tratase, les refleja, en una nítida realidad enmascarada de viaje iniciático, sus temores, sus dudas, sus anhelos… Aprenderán a valorar el sacrificio, a respetar al diferente, a enfrentarse a sus miedos, a apreciar lo inmaterial, la libertad, la equidad… para, por fin, alcanzar la felicidad de lo cotidiano que le rodea.

 

    Además de contar con una dramaturgia que trata estos temas con el mayor de los respetos, pero con la contundencia necesaria, la obra cuenta con atractivos visuales como las ilustraciones animadas por video proyección, un colorista vestuario, una música cautivadora y una iluminación que les sumergirá de lleno en la historia y les hará partícipes de las aventuras de la protagonista de una manera activa.

 

   El Hilo Rojo del Destino. El Viaje de Violeta mira de frente la realidad actual de las familias no tradicionales, las adopciones internacionales, el bullying, la guerra de siria; con la mezcla equitativa de crudeza y delicadeza necesarias para que emocione, enternezca, apasione y esperance en partes iguales.

   

CREACIONES ARTÍSTICAS LAS 4 ESQUINAS (Producción)

    Cuenta una antigua leyenda oriental que las personas que están destinadas a conocerse tienen un hilo rojo atado a sus dedos. El hilo es invisible a tus ojos, pero  nunca desaparece y permanece constantemente atado a pesar del tiempo y la distancia. No importa lo que tardes en conocer a esa persona, ni si quiera si vive en la otra punta del mundo, porque el hilo se estirará hasta el infinito sin romperse.

 

    Todos y todas, a lo largo de nuestra infancia y adolescencia, hemos reflexionado sobre nuestra propia existencia, la importancia de la familia, el poder de la sangre, el sentirnos queridos y arropados por los que consideramos los nuestros… Quizás hemos sido afortunados y las respuestas, aunque ocultas muchas veces, se encuentran más cerca de lo que están para Violeta, la protagonista de El Hilo Rojo del Destino. Violeta fue adoptada y, aunque ama a su madre adoptiva, siente la necesidad de regresar a sus origines para dar respuesta a algunos porqués existenciales que nadie ha sabido revelarle.

 

    ¿Quién no ha experimentado alguna vez en su vida la sensación de desarraigo, de soledad… de abandono, sin saber que, en muchas ocasiones y si miramos con los ojos del corazón, tenemos el bálsamo a esas desagradables emociones  más cerca de lo que nos imaginamos? Tal vez el Hilo Rojo del Destino nos ha atado sabiamente a las personas que menos esperamos y no somos conscientes hasta que ese hilo nos da un tirón.

 

    Aquellos que somos afortunados, y que hemos alcanzado el otro extremo del hilo, nos vemos en la obligación de ayudar a encontrar los cabos sueltos de aquellas personas que están perdidas, que no están ubicadas en una sociedad que excluye, que se han visto obligadas a la soledad,  al abandono, al desarraigo, y lo que es peor: al olvido. Con El Hilo Rojo del Destino queremos ayudar a todas las personas que se sientan identificadas con nuestra Violeta protagonista a lograr encontrar su extremo del hilo, si quieren, y se aten a esas personas que las están esperando con el alma abierta y un pequeño trozo de cuerda roja en sus manos.

 

    BLANCA SUÑÉN (Autora)

    La adopción es tanto un encuentro como una pérdida. En muchos casos conocemos la noticia feliz de un bebé recuperado para la vida por unos adultos que van a ser sus padres adoptivos, pero desconocemos cuántos de estos pequeños que se han perdido están buscando su camino. Niños y niñas que no fueron abandonados, sino extraviados por la crueldad de la guerra o de unas leyes inhumanas. Cualquier niño perdido sigue esperando.

 

    Violeta tuvo suerte y encontró a dos mujeres realmente sabias y buenas, dos mujeres que le dieron la oportunidad de conocer, de entender el dolor, pero también la esperanza.

Los niños perdidos mantienen su luz encendida, a pesar de que el mundo, de varias maneras, quiera pagarla.  La luz de Violeta es su propio viaje hacia el centro de la familia, del eje de la vida, hacia el epicentro de la ternura.

 

    No queremos contar la historia únicamente de lo que una niña aparentemente abandonada, llega a encontrar, sino de lo que ese abandono puede significar desde diferentes puntos de vista, tanto los infantiles como los adultos y, también ¿por qué no? de la diferencia que existe entre lo que se considera amor de forma tradicional y lo que cada uno de los seres humanos podemos entender por ello. Y en amor, incluyamos el sentido de la familia.

 

   Nuestra leyenda del hilo rojo nos habla de los dos cabos, del principio del hilo y de su final; de la generosidad dolorosísima de decidir, en un momento dado, cortar ese hilo para que el final llegue a otro lugar mejor del que en un principio parecía destinado para él.

 

    La indefensión de los pequeños seres y su enorme valor hacia la vida; las personas que les tienden una mano o las que les golpean con ellos, pululan entre las acciones de esta obra.

 

    El viaje de Violeta hace que nuestra pequeña entienda que no es una niña adoptada, sino una niña que tiene una familia que se extiende más allá que la propia sangre, que el tiempo y que el espacio. El humor, la poesía, la emoción, el absurdo, la aceptación de que las cosas no son lo que parecen, la capacidad para aceptar lo diferente y crear empatía. Todas estas cosas, tan características del mundo infantil, impregnan nuestra obra.

 

    No queremos encerrar los conceptos en un departamento estanco, sino encontrar la luz en la oscuridad, la alegría en la pena, la humanidad en la animalidad, los buenos en medio de los malos. Y ya que nos vamos a dirigir a un público mayoritariamente juvenil, decirles alto y claro que deseamos tratarles como un público inteligente, sin ocultarles ni esa luz ni esa oscuridad.

 

    CRISTINA D. SILVEIRA (Dirección)

    Responsabilidad y compromiso se establecen como guías mater para afrontar la creación de todo espectáculo y en mayor medida cuando va dirigido hacia la infancia y adolescencia. Estos dos parámetros marcan el interés para llevar a cabo la dirección de El hilo rojo del destino  que aborda el tema de la adopción con el objetivo de favorecer la comprensión de los procesos internos del crecimiento emocional e intelectual en la pre-adolescencia desde su exteriorización a través de las artes escénicas.

 

 El espectador niño-adolescente debe ser considerado como público de pleno derecho, como un ciudadano con capacidad para comprender lo complejo del mundo que le rodea y para ello pretendemos con este espectáculo una renovación formal en cuanto a la dramaturgia escénica a través de su forma expresiva, sugerente y poética.

La utilización de lenguajes simbólicos, ricos en sentidos, con distintos niveles de complejidad y comprensión, a través de las diferentes técnicas escénicas como el teatro, la danza, la música y las técnicas audiovisuales plasman en la obra la historia del viaje de nuestra protagonista, Violeta. Un viaje de aprendizaje, de crecimiento a través del cual sanará la herida del abandono.

 

  Violeta conocerá en este viaje a diferentes personajes que la llevarán a comprender el amor por los otros y pondrá en valor el ser diferente aún teniendo que pasar por ciertas zonas oscuras para encontrar la verdad desde el centro de su corazón. Para favorecer a su crecimiento emocional e intelectual los conflictos individuales serán compartidos colectivamente permitiendo al mismo tiempo la cristalización de nuestra protagonista en el imaginario colectivo de forma que empatize, se identifiquen con ella aún siendo su circunstancia otra.

 

  En este espectáculo se quiere poner en valor la imaginación por encima del conocimiento, pero una imaginación no conducida sino en libertad. Priorizando la información a través de códigos no verbales como la danza, la imagen poética, el símbolo, para que el texto principal “no lo diga todo”, siendo así importante no olvidar que el mensaje al igual que en los cuentos está dirigido al consciente, preconsciente e inconsciente, teniendo pluralidad de sentidos.

 

  Dentro de la complejidad técnica del montaje se ha querido presentar el trabajo  sin embargo desde la sencillez, que no desde la simpleza.  Son tres actores-actrices los que abordarán un total de ocho personajes dentro de un espacio escénico sugerente desdoblándose en el mundo de lo cotidiano y en el del viaje experiencial.

 

  El hilo rojo del destino aborda una de las cuestiones fundamentales en la vida mental y psíquica de un niño como lo es  La Identidad. El crecimiento a través del camino del conocimiento. La memoria.

 

  Preguntas que se hará nuestra protagonista como: quién soy, de dónde vengo, cuáles son mis orígenes, la madre ausente, la conciencia de la sangre que corre por sus venas, los porqués sobre el abandono… le harán adentrarse en ese viaje cargado de amor y esperanza hacia su re-encuentro con la confianza y el coraje para saber que no es el origen lo que da sentido al ser sino la acción misma del ser. Ganar la batalla al miedo de sentir el vacío ante nuestro reflejo borroso, ante la crisis de identidad que sabemos bien cuánto cuesta superar en la adolescencia pero que aún en la edad adulta quiere en ocasiones seguir jugando con nosotros al escondite.

 

  También se pondrá en valor la práctica de la resilencia en la protagonista, su espíritu de lucha, de superación más allá de sus circunstancias, creyendo en la acción transformadora importante para generar acción y no la parálisis ante una teoría determinista. En la superación del miedo, de los obstáculos, las dificultades, los peligros… Violeta conseguirá ir más allá de sí misma siempre a través de la acción, del hacer, depositando en la esperanza la confianza como proyecto de cambio.

En su viaje encontrará amigos, enemigos, ayudantes, pero no podrán resolver los conflictos ante los que sólo ella tendrá que asumir su responsabilidad para que se produzca el cambio a través del conocimiento no sólo de uno mismo sino también del otro. Ella a través de su viaje de crecimiento, de búsqueda, re-conocerá, re-descubrirá la importancia de la diversidad, la multiculturalidad, pluralidad invitándonos a cuestionar los límites entre marginalidad y normalidad liberando así al espectador de los juicios de valor dados o preexistentes que le rodean.

 

  Por último recordar que no hay acción dramática sin conflicto y El hilo rojo del destino desde un lenguaje poético y dramático abordará  el tema de la adopción no desde un conflicto social sino desde el corazón de la experiencia infantil del paso de la niñez a la adolescencia, en la búsqueda de respuestas sobre la identidad. En definitiva desde el conflicto humano de una niña que quiere saber…


COMENTA QUÉ TE PARECIÓ LA OBRA

Escribir comentario

Comentarios: 0